El Mito de la Virgen del Pilar

Un mito trata sobre alguna historia maravillosa en donde los personajes principales son seres extraordinarios, fuera de lo común: dioses, apariciones, héroes trágicos o monstruos. Su significado literal viene del griego mythos, que quiere decir “cuento o relato”. Un mito, muchas veces, conlleva una connotación religiosa. Forma parte intrínseca de la cultura de un pueblo, ciudad, país o más general, una religión. Muchas veces esas historias son meras ficciones, pero en algunos casos no se escapa de la realidad existente. Narran las creencias de una sociedad y reflejan su propia esencia al mundo. Se hacen tan tangibles que forman parte de la identidad de sus creyentes. A continuación relataremos uno de los mitos más famosos en España: el mito de la Virgen del Pilar.

La peregrinación de Santiago el Mayor

El único registro documentado de este mito es del siglo XIII. El relato dice que al Ascender el Señor Jesús, los apóstoles iniciaron la enseñanza y predicación del evangelio. El apóstol San Juan tenía un hermano, Santiago el Mayor. Y antes de adentrarse en los caminos desconocidos se reunió con María, madre de Jesús en carne propia. Ella le prometió que donde encontrase la mayor cantidad de personas dispuestas a conocer las palabras de Jesús, iría personalmente. Santiago hizo un viaje a las tierras españolas para comenzar a predicar. La ignorancia en esas zonas era inmensa. Nadie conocía a Jesús y mucho menos sus palabras y acciones. Junto con ocho discípulos recorrieron las tierras de Asturias, Galicia, hasta llegar el 2 de enero del año 40 a las orillas del río Ebro, en la ciudad de Cesar-Augusta, hoy en día lo que es Zaragoza. Una vez allí, escucharon voces angelicales cantando la dulce armonía del Ave María. Y en un abrir y cerrar de ojos, la Madre de Cristo se les apareció ante ellos. Estaba de pie sobre un pilar de mármol.

El origen de un templo

Santiago le comunicó a María en Palestina y ella le pidió que construyese una iglesia en ese sitio. El altar fue construido en torno al pilar de mármol donde tuvo lugar la aparición. María le prometió que ese lugar sería eterno para todas aquellas personas que siempre busquen la luz del Señor.
Una vez terminada la edificación, Santiago dejó encargado a uno de sus discípulos. La iglesia recibió el título de la iglesia de Santa María del Pilar. Fue el primer templo al servicio de la palabra de Jesús y dedicado a su madre, María.

Cultura y tradición religiosa

Desde los primeros siglos hasta la actualidad, este templo ha sido el lugar de encuentro para sus creyentes y la peregrinación de millones de cristianos. Los visitantes hacen largas colas para besar el pilar de la aparición como prueba de su fe, como un acto simbólico de unión entre los que estamos aquí en la tierra con lo iluminado y celestial de allá arriba.

virgen-del-pilar

Milagros de la Virgen del Pilar

Han existido distintos casos de milagros otorgados por la Virgen del Pilar: el cojo de Calanda, la intervención en el Descubrimiento de América, entre otros; pero el más significativo tiene que ver con las bombas de la guerra civil. En dicho episodio bélico, fueron lanzadas algunas bombas sobre el templo. Una bomba cayó frente a la iglesia y dos sobre la Santa Capilla. Ninguna explotó.

Las mismas se pueden observar en el recorrido del templo. Muestras de que los milagros sí existen.

Nosotros como seres humanos simbolizamos lo terrestre, lo cotidiano e imperfecto. Siempre buscando las respuestas a todo. Creyendo en una o muchas cosas para sentirnos de alguna forma completos. Nos inmiscuimos en lo divino para tratar de tener alguna respuesta a nuestra propia existencia. Este mito sirve como prueba de que la fe puede vencer todo. Solo hay que creer.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *